Aprende cómo hacer velas con este blog. Podrás hacer velas decorativas, velas aromáticas, velas flotantes….
Hacer velas de cera de abeja

Las velas de miel llevan consigo el elixir del amor, la creatividad, la longevidad y la pasión. En la antigüedad los egipcios creían que la miel procedía de las lágrimas del dios Ra, eso hizo que se utilizara como ofrenda. Para los griegos era el elixir de la longevidad, para los romanos era la musa de la creatividad. Los hindúes  era la potenciadora de la pasión. Y para los celtas el vino de miel (hidromiel) era utilizado para un sinfín de rituales y se le adjudicaban propiedades que favorecían y aseguraban un buen matrimonio, tales como la fertilidad, el amor y la devoción.

Como puedes comprobar, la miel ya era utilizada por nuestros ancestros para facilitar temas como el amor, la prosperidad y la salud.

En el este post, te describimos varios de esos rituales, esperamos te sean de utilidad.

Velas de miel: como atraer el dinero y el amor

Para hacer las velas de miel en casa necesitaremos los siguientes materiales,

Las velas que elaboramos en el tutorial llevan como decoración unas abejitas pinchadas. Son optativas, simplemente para decorar.

  1. Llevaremos a fundir la cera de abejas en perlas al microondas. Una vez fundida llenaremos los moldes de abejitas y dejaremos enfriar.
  2. Empezamos con las velas, cortaremos las placas con la forma que queremos, en rectangular, triángulo. En éste caso en dos placas rectangulares. Colocaremos la mecha en una de las esquinas y pegamos bien con la placa. Si la placa está muy fría podemos calentarla un poco con un secador.
  3. Iremos enrollando la placa poco a poco hasta el final. Sólo nos quedará pinchar las abejitas con un alfiler en la vela.
  4. Al cortar la placa en forma de triángulo la forma final de la vela quedará de otra forma, se verán capas superpuestas.

De ésta forma tan sencilla se pueden hacer velas con placas de cera de abeja naturales. Son quedará bañarlas con miel un poco disuelta para comenzar el ritual.

Como hacer el ritual para atraer el dinero

Como ya hemos explicado en otros post, debemos preparar y realizar el ritual con absoluto respeto. Es importante que tengas en cuenta que el acto de prender una vela, implica un compromiso personal con la aceptación de los cambios que han de venir y por tanto los cambios internos que estamos dispuestos a hacer para que todo nos sea favorable. Estamos trabajando con energías de luz y abriendo portales, es fundamental tener nuestras intenciones claras para que nada indeseable se cuele.

En este caso vamos a invocar la energía de la prosperidad. Haz una pequeña meditación antes de prender la vela y pregúntate si te consideras digno de recibirla. Observa tus creencias con respecto a la prosperidad. Si en tu subconsciente consideras que no tienes derecho a tener dinero, a que el dinero llegue a ti con facilidad y sin esfuerzo, será difícil que el universo pueda darte lo que le pides ya que no es sincero. Para ayudarte en tu petición sobre el dinero, imagínate siendo próspero, visualízate teniendo lo que vas a pedir. Recréate en los detalles, en cómo te sientes, si estás solo o acompañado…, no te limites, el universo está conspirando desde el momento exacto en el que comenzaste este ejercicio para que recibas lo que tanto deseas y mereces. No pidas desde la carencia, la angustia o el miedo, si no desde la seguridad de que ya está en tu vida o ya está llegando porque así lo has pedido.

Como ves no necesitas hacer grandes heroicidades y esfuerzos para dejar llegar la prosperidad a tu vida. Cambia tus pensamientos y cambiará tu realidad. Hazte consciente de que tú ya eres la prosperidad. Tu mente crea la separación entre la prosperidad universal y tú, siendo incapaz de abarcar el vasto universo con todo lo que contiene. Eres una parte indivisible de ese vasto universo de prosperidad. El juicio que haces de ti mismo y tus falsas creencias con respecto al dinero son los que te separan de la riqueza que quieres que llegue a ti.

Ritual del dinero

Prepara el espacio donde vayas a hacer el ritual con mimo y atención, haz el silencio. Escoge una estancia donde te sientas a gusto y decórala con objetos a modo de altar y que sean representativos para ti. Ponlos sobre una superficie o una mesa, puedes cubrirla con una tela bonita, unas flores blancas o flores secas… lo que sea especial y querido para ti. Si eres creyente, coloca una imagen acorde a tu sensibilidad espiritual y objetos representativos para ti, por ejemplo un mala o un rosario. Consagra el espacio a tus amados guías y a los seres de luz que siempre te acompañan y protegen. O a una virgen, Budha, una diosa hindú…Protege el espacio para que todo lo que abras sea para el bien de la luz y desde la luz. Enciende un incienso, puedes incluir una esencia floral al ambiente con un pulverizador.

Si ya tienes un altar, perfecto, el espacio y está creado.

Cuando te visualices como alguien próspero, deja que las emociones afloren, los pensamientos unidos a la emoción crean tu realidad. Deja que tu ser vibre en la alegría de saberse poseedor de todo lo necesario para cumplir su misión en esta vida.

Meditación con las velas de miel

Sentado cómodamente, en postura de meditación o tumbado, comienza la meditación.

Visualiza una luz verde brillante rodeándote a modo de halo. Estar cubierto por esa luz te hace sentir relajado, en paz y protegido. Déjate sentir y disfruta de la sensación de arropo. La luz que te rodea poco a poco y de forma sutil va penetrando a través de tus poros, llegando a tus músculos, tendones, venas y huesos. Continúa profundizando hasta llegar al tuétano de los huesos, hasta recubrir tu médula espinal por completo, llegando a cada una de tus células hasta fundirse contigo. Agradeces su presencia mientras sientes su amoroso abrazo, el abrazo de la prosperidad y del merecimiento. El universo celebra tu existencia y ya está enviando todo aquello que ahora te dispones a visualizar como parte de tu vida. Un coche, una casa, el pago de una deuda…Sé generoso contigo y pide sin miedo. Desaparece la sensación de carencia porque estás conectado a la inconmensurable abundancia universal. Tus límites mentales se desvanecen y pasas de sentir la prosperidad a ser la prosperidad y la opulencia.

Permanece en ese estado el tiempo que desees. Al terminar, disponte a prender la vela de miel para el dinero. (Siempre con una cerilla)

Pasos del ritual para atraer el dinero

Unge la vela con la miel diluida, no es necesaria una gran cantidad, unas gotas serán suficientes  para depositar en ella toda la magia de tu intención y el poder de tus deseos.

Comienza a ungirla desde el cabo o pábilo hacia la base de la vela, ya que lo que queremos es atraer a nuestra vida.

Haz un círculo de sal y coloca en el centro el platillo con la vela. Incluye en el platillo 3 hojas de menta o 3 ramas de canela disponiéndolas alrededor de la vela.

Prende la vela con la cerilla y en voz alta y con firmeza di:

“Niego toda apariencia de escasez. No es la verdad, no lo puedo aceptar, no la quiero. La abundancia de todo es la verdad. Mi mundo contiene todo, y no es verdad que yo pueda carecer de lo que necesito en ningún momento. Ya está todo previsto, todo dado por un Padre todo amor. Sólo tengo que reclamar mi bien. Señálame el camino, Padre. Habla que tu hijo  te escucha. Espiritualmente, lo que necesito está conmigo, y reclamo la apariencia material porque me hace  falta para mi materia en este momento. Gracias Padre porque siempre me escuchas”  (Repetir 3 veces) (Conny Méndez)

Decreto para no creyentes:

“Lo que necesito ya está aquí y todo es para mi bien más elevado. YO SOY un imán para la riqueza y todo lo que pido me es concedido. Gracias, gracias, gracias” (Repetir 3 veces)

Deja que la vela se consuma hasta el final.

Repite la afirmación tres veces y hazla tres veces al día durante veintiún días.

Haz una vez al día la meditación del rayo verde que arriba te indico, durante los 21 días.

Pedir prosperidad para otros:

Lo único que varía con respecto al ritual anterior es que pondrás una foto de la persona por la que quieres pedir o escrito en un papel su nombre y apellidos debajo del platillo de la vela. A la hora de hacer las afirmaciones incluye el nombre y apellidos mientras las haces.

 

Como atraer el amor

Al igual que en ritual de la prosperidad, créate un espacio donde recogerte y hacer el silencio.

Responde sinceramente a las preguntas ¿me siento merecedor de ser amado? ¿Quiero ser amado para no sentirme solo y vacío? ¿Me quiero?

Preguntas que tratan de los cimientos sobre los que se asienta todo nuestro emocional y la forma en la que nos percibimos y percibimos a los demás.

No pidas amor para paliar la falta del tuyo, para que te salven de ti mismo o de las circunstancias. Muchas veces demoramos la responsabilidad de amarnos en pos de conocer a “alguien” que obre el milagro de hacernos sentir completos, mejores personas, dignos de ser amados y valiosos.  Eso es pan de hoy y hambre para mañana. Empieza por completarte, quererte, valorarte y prodigarte todo ese amor que quieres recibir e invertir en el otro.

Hazte regalos, disminuye los juicios devastadores hacia tu persona hasta que acaben desapareciendo. Conviértete en tu mejor amigo, háblate compasiva y amorosamente. Mírate como el ser inigualable que eres. No intentes parecerte a nadie, tu esencia única contiene ingredientes indispensables para las personas que te rodean. Enfócate en  los valores que ya posees y te confieren esa exclusividad. Poténcialos, hazlos crecer en ti y comparte todo eso que estás deseando dar porque ya lo has conquistado. Se tú, ahonda en tu corazón, el único riesgo que puedes correr es conocerte mejor y plenificarte. Empodérate y toma las riendas de tu existencia.

Pedimos amor cuando aún no lo hemos experimentado en nosotros mismos.

Así que cuando te sientes ante tu vela, envíate mucho amor, no hay medicina más poderosa en el mundo que la del amor. Ahí donde se hace presencia los bloqueos, los miedos, las carencias, las sombras y toda amenaza, desaparecen. Conviértete en un imán para el amor e irresistible para la persona que deseas esté en tu vida.

Meditando para atraer el amor de pareja

Visualízate rodeado de un halo brillante y rosado. Deja que te rodee por completo. Observa como esa luz rosa cálida penetra poco a poco bajo tu piel hasta llegar a tu médula, a tus huesos, a tus órganos y a tus células haciéndose una contigo. Estás a salvo, déjate caer en la confianza, suelta toda tensión y permítete sentir el amor. Aquí y ahora todo es perfecto, aquí y ahora me amo y me reconozco como el maravilloso ser que soy. Esta luz rosada fluye a través de ti como una cascada que va depurando y arrastrando las impurezas y oscuridades. Se vierte sobre ti a modo de bálsamo, cerrando tus heridas, eliminando el juicio y acariciando amorosamente tu ser.  Siente tu corazón, sus latidos, el bombeo, la vida que habita en ti y da las gracias por tu ser y por tu existencia.

Permite a tu niño interior abrirse a la experiencia de sentirse protegido y amado, quien sabe, quizás por primera vez. Es el abrazo sostenido del universo que celebra tu existencia única e indivisible del todo.

Cuando te sientas completamente imbuido por la experiencia de la meditación, visiona aquello que deseas atraer a tu vida. Si es una persona en concreto, visualizala frente a ti. La luz rosada que te cubre comienza a proyectar hacia esa persona unos haces de luz rosada que la van envolviendo hasta cubrirla por completo. Vive esta experiencia con todos los pormenores, el color de sus ojos, su tacto, su sonrisa, su voz, lo que sientes…expresa de forma libre todo aquello que creas necesario, interactua de la misma forma que lo harías si estuvieras realmente frente a frente con esa persona.

Haz esta meditación todos los días, durante 21 días, antes de levantarte de la cama, si te es posible, busca tu momento del día en el que te puedes recoger y enfoca tu día desde el amor. Después confía, el amor se abrirá paso en tu vida para tomar las riendas y entregarte todo lo aquello de lo que eres merecedor.

Disfruta de ese amor y esa seguridad el tiempo que necesites y disponte a comenzar el ritual. Deja que tu corazón hable y te guíe, él sabe de tu verdadero camino en esta existencia, es paciente y sabio.

Materiales para el ritual:

  • Vela de miel
  • Platillo para la vela
  • Sal gruesa
  • Miel (Diluida)
  • Esencia de orquidea
  • Un tarrito con miel (Para endulzar tu corazón y atraer la dulzura a tu vida y a tus relaciones)
  • Cuarzo rosa (Es un canalizador de la energía amorosa y la más pura energía lumínica. Graba toda vibración positiva y trasmuta las negativas en energía amorosa)

Ritual para el amor

Pulveriza el ambiente con esencia de azahar, rosas, orquídea.Haz un círculo con la sal gruesa en el que introducirás el tarro de miel, el cuarzo y la vela.Unge la vela con la miel diluida, no es necesaria una gran cantidad, unas gotas serán suficientes.Comienza a ungirla desde el cabo o pábilo hacia la base de la vela. Coloca la vela sobre el platillo en el centro de tu altar.Rodea el platillo con sal gruesa para protegerla.

Deposita dentro del círculo de sal y junto a la vela, el cuarzo rosa y el tarro de miel. El cuarzo es un grabador de vibraciones, antes de utilizarlo, energízalo previamente dejándolo sumergido en un recipiente de cristal durante tres días en agua con sal gruesa. Invoca a todos los seres de luz que te acompañan y guían a diario, tus ángeles custodios. Pídeles que protejan tu camino y abran las puertas del entendimiento y la sabiduría interior para atraer a tu vida el amor correspondido y auténtico.

Pon una foto o el nombre y apellidos de la persona que quieres atraer debajo de la vela, también puedes grabar el nombre de la persona en la vela y durante 21 días al levantarte y al acostarte di esta oración:

Oracion

“Mi alma está llena de Amor Divino. Estoy rodeado de Amor Divino. Yo irradio Amor y paz a todo el mundo en especial a (nombre de la persona que deseas atraer). Yo tengo consciente Amor Divino. Dios es Amor y no existe otra cosa en la creación que Dios y su expresión. Todos los seres humanos son expresión del Amor Divino. Todo esto es la Verdad, ahora; este es el actual estado de cosas. Yo no tengo que esforzarme porque esto suceda, lo observo en este momento. El Amor Divino es la naturaleza del ser. No hay sino Amor Divino y yo lo sé. Yo comprendo perfectamente lo que es el Amor Divino. El Amor de Dios arde en mí hacia toda la humanidad. YO SOY un foco de Dios irradiando Amor Divino a todo aquel con quien yo me encuentre, hacia todo aquel a quien yo piense. Yo perdono todo lo que necesite mi perdón, absolutamente todo. El Amor Divino llena mi corazón y todo está perfecto. Ahora irradio Amor a todo el universo sin excepción de nadie y en especial hacia (nombre de la persona que deseas atraer). Experimento Amor Divino. Yo manifiesto Amor Divino. Doy gracias a Dios por esto”

Oración alternativa:

“Que los pensamientos de amor incondicional llenen mi interior,

que el amor fluya libre por mi cuerpo y se expanda hacia otros, que llegue a mi vida

el amor verdadero y puro, de mano a la correspondencia divina.

Y que aquel (di el nombre de la persona) que es objeto de mis deseos y anhelos venga a mí libre y voluntariamente.

Que nuestra unión sea para el bien de nuestras almas, bajo la gracia y de manera perfecta.

Para el beneficio y crecimiento de nuestros seres en el amor incondicional.

Llegando a no albergar más odio en mi, ni en las personas que me rodeen.

Doy las gracias por todo lo que ha de venir”.

 

Meditación para endulzar un conflicto

Si lo que deseas es endulzar o pacificar un conflicto, describe en un papel la situación que quieres armonizar y la persona o personas implicadas. Cuando escribas, no pongas juicios o calificativos, imagínate que eres un periodista haciendo una crónica de un hecho. Dobla el papel en cuatro y ponlo debajo de la vela durante 21 días, al finalizarlos, quema la carta y entiérrala en tierra.

Siéntate cómodamente y disponte a hacer la visualización previa al ritual. Imagínate rodeada por una luz a forma de halo rosado, es cálido, esponjoso y delicado. Siente como se expande y va rodeándote y penetrando toda tu piel hasta llegar a la parte más interna de tu ser hasta fundiros. Una vez que sientas la paz, la calma y la protección que te brinda esta luz, sienta frente a ti a la persona en conflicto y observa como este halo rosado se expande hacia el/ella y la cubre por completo. No te fuerces, si no te es posible, empieza por expresarle lo que sientes, por qué estás herido o pidiendo o dando perdón.

Este ejercicio no está hecho para acrecentar tu ira y que despotriques contra esa persona reconcentrando tus emociones. Su finalidad es llegar al perdón. Recuerda, “el agarrarse a la ira es como sujetar un carbón caliente con la intención de tirárselo a otra persona; es uno mismo el que se quema” (Budha).

Si realmente quieres liberarte del peso de esa relación, primero debes liberar al otro a través del perdón. El perdón es una de las mayores demostraciones de amor que existen, un acto de generosidad y liberación tanto para el que lo hace como para el que lo recibe. Si sólo somos capaces de amar lo bello, lo agradable, lo fácil ¿qué tipo de amor somos capaces de ofrecer? ¿Es realmente amor? El amor auténtico trasciende las formas engañosas y va más allá del agrado o desagrado, es capaz de percibir el niño herido en el otro, abrir su corazón y perdonar su conducta ya que es fruto de la inconsciencia y de una herida profunda.

Con esto no quiero decir que aguantes estoicamente un maltrato, el amor empieza por uno mismo. “No hagas a los demás lo que no quieres que te hagan a ti, pero no permitas que los demás te hagan aquello que tu nunca les harías”

Ritual para endulzar un conflicto

Pulveriza la esencia floral en la estancia y sobre ti. Prende la vela de miel que has ungido e introducido en el círculo de sal. Para este ritual, la ungirás desde la base hacia afuera ya que lo que queremos es expulsar todo conflicto y sacarlo de raíz de nuestra vida.

Incluye el bote de miel en el altar para endulzar la situación.

Invoca especialmente a los arcángeles para que medien y faciliten la armonización y sanación de esa situación que te desestabiliza.

Se puede perdonar manteniendo la distancia física, sin necesidad de convivir con la persona ni siquiera precisa saber que la estamos perdonando. El universo se encargará de poner todo, a través de tus peticiones, en su justo orden. Si lo necesitas, escribe una carta describiendo la situación y dándole tu perdón.  Disponte a quemarla tras hacer la meditación que arriba te describo. Entiérrala en una maceta y pon una planta bonita o siembra una semilla, para que sus cenizas se conviertan en alimento, vida y luz. Durante 21 días usa la siguiente oración:

“Hoy es otro precioso día sobre la tierra y voy a vivirlo con alegría.

Nadie puede arrebatarme jamás aquello que es mío por derecho propio.

Aunque es posible que no sepa cómo perdonar, me dispongo a comenzar el proceso sabiendo que encontraré ayuda en todos los aspectos de mi vida,

Elijo perdonar todo aquello que necesite ser perdonado.

Me perdono todo el daño todo el daño que hice en el pasado a mi o a los demás.

Me libero de la carga del rencor, la culpa y el juicio.

Me alejo del pasado y vivo en este momento con alegría y aceptación.

Ellos son libres y yo soy libre.

Somos uno con el poder que nos ha creado estay seguro y a salvo, todo está bien en mi mundo”

 

En tu día a día, cada vez que esa persona acuda a tu mente o corazón de forma negativa dile:

“Yo te envuelvo en mi círculo de amor”, tres veces, “Yo te libero y me libero a través del amor y del perdón. Te perdono y me perdono todo aquello que deba ser perdonado”. Gracias, gracias, gracias.

Observa si tras el ejercicio, aun sientes ira y animosidad hacia esa persona, repítelo todas las veces que lo necesites hasta que consigas disipar cualquier emoción negativa. Cuando la visualices, si las emociones persisten, observa detenidamente desde dónde existen esas ataduras que te impiden liberarte, ¿están en el corazón?, ¿a nivel de cabeza?, ¿genitales?, ¿plexo? Cuando seas consciente de la localización, toma unas tijeras imaginarias con las que cortar esas ataduras y lazos. Y mientras proclama: “En nombre del amor yo te libero de cualquier atadura y contrato entre nuestras almas firmado en esta o en otra vida”

Te deseo la más alta realización de tu proyecto vital, que el amor, la prosperidad y la paz reinen tu vida. Que todo te sea propicio.

10 pensamientos sobre “Como hacer unas velas de cera de abeja natural”
  1. hola consulta soy de chile hice una vela en cera de abeja, esta cera acá en chile viene compacta ,la hice a baño maria pero se me apaga la mecha , tendre que mezclarla con parafina ???

  2. Respondiendo al comentario anterior, una buena forma de adquirir cera de abejas de verdad es contactando con el apicultor más cercano. El precio negociable, aunque ha subido mucho estos años. Y de no conocer a ninguno, hacervelas.es es una buena opción. Saludos

  3. deseo direccion o lugar donde comprar cera de abeja para fabricar velas yo vivo en JOSE C PAZ

  4. Que sencillo!

    Una duda: Dónde se puede conseguir la cera de abeja virgen y a que precio?

    Muchas gracias y enhorabuena por la página!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *